Repara tu piel mientras duermes

Las cremas de noche son realmente efectivas, descubre cómo actúan en tu piel mientras descansas.

Belleza - Repara tu piel mientras duermes

Belleza - Repara tu piel mientras duermes1

Belleza - Repara tu piel mientras duermes2

Durante las horas de sueño la piel se encuentra más receptiva y permeable, por lo que aplicarnos nuestra crema antes de ir a la cama hará que ésta sea mucho más efectiva que durante cualquier otra del día.

Mientras dormirmos, la piel se encuentra protegida de la polución, cambios de temperatura o los rayos solares. Además, durante este tiempo, nuestra piel segrega una cantidad de grasa mayor que la mantiene hidratada por más tiempo.

Hay que recordar que la naturaleza es sabia, por lo que las cremas, aunque sean un estupendo complemento, siempre tienen que ir acompañadas de unos hábitos saludables como una buena alimentación, protección solar e hidratación durante el día, ejercicio físico y descanso. Cumplir estos pequeños gestos nos ayudará a un buen funcionamiento de nuestro organismo y a combatir signos como la sequedad o la falta de luminosidad.

Todas las células de nuestro cuerpo tienen integrado su propio reloj, controlado por una pequeña área de nuestro cerebro. Se ha demostrado que las células de la piel actúan de forma coordinada y tienen una tasa de regeneración y reparación más alta durante la noche. Las cremas de noche suelen incluir una mayor cantidad de activos regenerantes y formulaciones específicas que apoyan la regeneración cutánea.

Es muy importante también el protocolo anterior a la aplicación de cada crema, limpiando la piel a la perfección y retirando bien las impurezas, masajeando de forma circular y drenante, con la yema de los dedos, en el momento de colocar la crema sobre mejillas, cuello, frente u óvalo facial.

El contorno de ojos es una la de las zonas más importantes a tratar, una buena crema de noche nos ayudará a reducir las líneas de expresión, así como las ojeras y las bolsas.

Finalmente, el uso de serums contará con una efectividad asombrosa a partir de la medianoche, cuando las células se regeneran mejor, equilibrando la perdida de hidratación de la capa exterior y consiguiendo un funcionamiento más óptimo de nuestra piel.

Fuente: Ana Gallego (SCHRAMMEK) y Adela Rodríguez (SILEÄ COSMÉTICOS).